ALESANCO.- Balance de la 27 ª Semana Cultural.

Share Button

ALESANCO.- Balance de la 27 ª Semana Cultural.

SEMANA CULTURAL EN ALESANCO

Terminó la 27ª Semana Cultural de Alesanco con un balance muy positivo. De nuevo ha sido muy amplia la participación, no solo por el centenar largo de socios sino por otros muchos que han querido participar de ella.

Comenzó el jueves 4 con la proyección de una película muy valorada. Se trataba de la comedia italiana “Si Dios quiere”, ópera prima de Edoardo   María Falcone y premio  David de Donatello. Su buen ritmo, la gran actuación de marco Giallini (nominado también al citado premio), y la contínua hilaridad de la película, hacen que quede en la memoria de muchos de los que la vimos.

Le siguió un acto siempre multitudinario, la cata. Un año más fue dirigida por Javier Cereceda Díez que fue adentrándonos en la  degustación de tres tintos, un Garnacha del 2016, un Graciano de 2014 y  un Nada que Ver del mismo año. Muy apreciada la conducción del acto por el conocimiento y la sencillez en la transmisión de este enólogo de raíces alesanquinas.

 El sábado también se llenó el salón cultural para ver la representación de “Todo es farsa en este mundo” de Bretón de los Herreros. A pesar de lo anticuado del lenguaje, fue muy apreciada, entre otras cosas por la gran profesionalidad de sus actores de grupo del teatro TECU de la Universidad de La Rioja.

Y hablando de profesionales, el domingo contamos con un grupo excelente de música rock-celta, Derty Gerties. La frescura  de su música y la fuerza de los componentes nos trajo a Irlanda a la plaza del pueblo. Allí, durante hora y media nos fueron contagiando del ritmo y la belleza de este tipo de música. Irlanda con D.O. Rioja, como suelen decir ellos.

 Y llegamos  al lunes para escuchar y aprender de Emilio Barco que con su facilidad habitual y su abrumadora capacidad de retención de datos,  nos habló de la historia del cooperativismo, tema muy oportuno porque el próximo sábado 13, celebra nuestra Bodega Cooperativa  “Santiago Apóstol” su 50º aniversario. Decía un agricultor al acabar la charla: “pero qué majo es este hombre. Lo que sabe, lo llano que es y lo fácil que es entenderle”. Pues eso. No se puede decir mejor lo que fue este acto.

Y llegó el final el martes con una reunión en asamblea de socios que valoró la semana y la cerró con un lunch con larga sobremesa. Y  ya, la Asociación Cultural “El buen humor” que la organiza, toma nota de esta valoración y piensa en la Semana Cultural del 2018.

Félix Gómez Azpilicueta